Urbanismo y Construcción

Los edificios más impresionantes del Posmodernismo

A partir de la década de 1960 y ante las crecientes críticas a la uniformidad de muchos edificios modernistas, se intensificó la búsqueda de una arquitectura que pudiera ofrecer un mayor sentido de identificación, aunado a los postulados escritos por Robert Venturi en el libro “Complexity and Contradiction in Architecture” usando el dictado «less is a bore» para indicar que los arquitectos modernistas se habían vuelto demasiado simplistas y como un choque hacia el famoso “less is more” de Mies Van der Rohe.

En la arquitectura posmoderna se pueden observar tres elementos primordiales: la reintroducción de referencias históricas, los estilos de construcción típicos de la región y elementos decorativos y de pequeña escala. Además las siguientes características definieron los proyectos de este movimiento: la división de los edificios de gran altura en zonas claramente acentuadas -pedestal, cuerpo y fachadas-; el uso de «referencias» de otros estilos arquitectónicos en conjuntos ingeniosos, aparentemente separados de su contexto histórico; y, por último, un enfoque antropomórfico irónico.

Te mostramos algunos de los edificios más importantes del Posmodernismo:

The Portland Building in Oregon, 1982, by Michael Graves (1934-2015).

Portland Public Service Building | Michael Graves

Considerado uno de los proyectos insignia del Posmodernismo en Estados Unidos, gracias a su distintivo aspecto y al uso de una variedad de materiales y colores, pequeñas ventanas y la inclusión de prominentes ornamentos que contrastaba fuertemente con el estilo arquitectónico utilizado para los grandes edificios de oficinas de la época.

Es el primer gran edificio posmoderno de oficinas, inaugurado antes que el AT&T Building de Philip Johnson, y su diseño ha sido descrito como un rechazo a los principios modernistas establecidos a principios del siglo XX. Ha sido fuertemente criticado por su falta de funcionalidad programática sin embargo, como apunta el crítico Paul Goldberger: «para bien o para mal, el edificio eclipsa otras cosas. Es más significativo por lo que hizo que por lo bien que lo hace. Tuvo un profundo efecto en la arquitectura americana…»

Charles Moore-Piazza d'Italia

Piazza d’Italia | Charles Moore

Como uno de los arquitectos representativos del Posmodernismo, Charles Moore utilizaba elementos de diseño audaces y coloridos, incluyendo combinaciones de colores llamativos, supergrafías, eclecticismo estilístico y el uso de materiales no tradicionales como el plástico, el PET, las losetas de platino y los letreros de neón.

Todos estos elementos podemos encontrarlos en la Piazza d’Italia en Nueva Orleans, diseñada y construida en 1974 como parte de un proyecto urbano de gran escala, consiste en una fuente con la forma de la península italiana, rodeada de múltiples columnatas en hemiciclo, una torre de reloj, un campanario y un templo romano, todo esto para homenajear la historia y la cultura italo-americana de Nueva Orleans. Su trabajo a menudo provoca excitación, desafía las normas y puede inclinarse hacia lo kitsch.

César Pelli, 2000, "Residencial del Bosque" great view from the lake at Chapultepec Park, Mexico City

Torres Del Bosque | César Pelli

El Posmodernismo, como otros movimientos artísticos y arquitectónicos, también cruzó fronteras y se adentró a la arquitectura de distintos países. En el caso de México, el proyecto diseñado por el arquitecto argentino César Pelli en la Ciudad de México es uno de los mejores ejemplos y se ha convertido en uno de los edificios más icónicos de Polanco.

Los cuatro edificios —una torre de oficinas, dos torres residenciales y un gimnasio— están situados en un terreno triangular frente al **Bosque de Chapultepec. Los edificios residenciales son dos torres gemelas diseñadas con un plan curvo múltiple, remetimientos y balcones que maximizan las vistas. Para darles un toque mexicano, están revestidos en bandas alternadas de vidrio esmaltado y parapetos de terrazo rojo con acentos de azulejo mexicano esmaltado**.

AT&T Building-Philip Johnson

AT&T Building | Philip Johnson y John Burgee

Polémico edificio, construido en 1984, por su curioso remate superior ornamental y del cual recibió burlas, nombrándolo «Chippendale», por su similitud con los detalles característicos del mobiliario del famoso diseñador inglés, pero que, sin embargo, gozó de fama por su espectacular entrada en arco que mide siete pisos de altura. Con estos elementos ornamentales, el edificio desafió la demanda del modernismo arquitectónico de un funcionalismo desmedido y un diseño puramente eficiente.

El efecto que el edificio tuvo en el público en general ha sido descrito como la legitimación de la arquitectura postmoderna en el mundo. Johnson describió el edificio como «un cambio simbólico de las cubiertas planas» de los rascacielos de estilo internacional como el cercano Lever House diseñado por Natalie De Blois y Gordon Bunshaft de Skidmore, Owings and Merrill (SOM).

Kirin Plaza Business Centre | Shin Takamatsu

Como en el caso de César Pelli, el Posmodernismo también llegó al continente asiático y al país del sol naciente de la mano del arquitecto, radicado en Kioto, Shin Takamatsu, cuyo estilo se puede definir como futurista/posmoderno con motivos antropomórficos y mecánicos. Kirin Plaza Business Centre fue diseñado como un edificio corporativo pero con la misión principal de no recurrir a ningún tipo de logo o ícono, por lo que la premisa principal fue “que la arquitectura debe simbolizar la arquitectura misma.”

Pensado como un punto de cohesión social, el edificio tiene una microcervecería en la planta baja; en el primer nivel un café-bar con vistas a un canal. Así mismo, tiene un restaurante que sirve las cuatro cervezas fabricadas por la compañía. Los pisos superiores albergan una galería de arte contemporáneo donde se exhiben obras de renombrados artistas japoneses e internacionales. El elemento principal y mas llamativo del edificio son los cuatro prismas iluminados que forman parte de la fachada y que lo transforman en un interesante faro dentro del caos de la ciudad.

BMV_Paseo de la Reforma

Bolsa Mexicana de Valores | Juan José Díaz Infante

Probablemente uno de los edificios más representativos del Paseo de la Reforma y del posmodernismo mexicano. Este proyecto, diseñado por el arquitecto Juan José Díaz Infante y el ingeniero Leonardo Zeevaert, cuenta con más de siete mil cristales en tonalidades azul y negro, y con una formalidad que rompe magistralmente con el estilo de la época.

Díaz Infante es conocido por sus ideas revolucionarias y polémicas con respecto al papel de la arquitectura en la vida contemporánea de la segunda mitad de siglo XX en las grandes ciudades, así como en la utilización de materiales innovadores. Para él, la arquitectura es una ciencia y, aunado a los textos y postulados de Buckminster Fuller, abogó por procesos constructivos más prácticos y funcionales, con la máxima “menos materia, mayor velocidad”.

VSBA-VannaVenturiHouse

Vanna Venturi House | Robert Venturi y Denise Scott Brown

Robert Venturi fue uno de los arquitectos que llevó el Posmodernismo a la teoría gracias a los libros “Complexity and Contradiction in Architecture” y “Learning from Las Vegas” en los cuales expone su crítica y pensamiento arquitectónico hacia la arquitectura moderna y el papel trascendental de un cambio de fondo en el diseño arquitectónico.

En el proyecto, Vanna Venturi House, diseñada y construida para su madre, muchos de los elementos de la casa son una reacción directa contra las premisas arquitectónicas modernistas: la cubierta inclinada en lugar de la plana, el énfasis en la chimenea central, una planta baja cerrada «puesta firmemente en el suelo» en lugar de las columnas modernistas y las paredes de cristal que abren la planta baja; de esta forma, la casa representa la ruptura y la contradicción total con el modernismo.

Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *