Urbanismo y Construcción

Una casa construida en un acantilado en Grecia reinventa el concepto de ‘casa-cueva’

Hay muchos sitios en España como la Alpujarra Granadina o la provincia de Almería en los que se aprovechan las cuevas para convertirlas en viviendas increíblemente acogedoras y funcionales.

Pero lo de esta ‘casa-cueva’ excavada en un acantilado de la isla de Serifos en Grecia es otro nivel, es llevar el concepto al terreno del lujo, el vanguardismo y la sofisticación.

Los artífices de N CAVED, esta increíble y única vivienda, son los arquitectos y diseñadores de Mold Architects que encontraron en la singular ubicación el lugar perfecto para desarrollar los 340 metros cuadrados que tiene la casa y que se reparten en diferentes pisos y niveles.

La necesidad de crear un refugio en un lugar con vistas increíbles pero expuesto abiertamente a fuertes vientos del norte, llevó a los arquitectos a perforar el talud, en lugar de disponer un conjunto de espacios en línea al nivel del suelo.

Una casa excavada en un acantilado en el que se ve el cielo y el mar
Una casa excavada en un acantilado en el que se ve el cielo y el mar

Aplicaron una cuadrícula rectangular a la pendiente para producir un “tablero de ajedrez” tridimensional de sólidos y vacíos que acomodan y, al mismo tiempo, aíslan los cuartos de la vanguardista residencia.

El cambio del eje que normalmente presenta una casa, intensifica significativamente la sensación de perspectiva y por lo tanto, la huella de la residencia aparece minimizada con el concepto de ascenso.

Muros longitudinales de piedra seca perfilan y protegen los espacios interiores y exteriores. Los bordes verticales dirigen la mirada del visitante hacia la línea del horizonte. A diferencia de los robustos muros de piedra, las fachadas transversales son ligeras, de vidrio y se abren en toda su longitud.

El frontal en ascenso de la casa otorga al conjunto un aspecto piramidal; las ventanas traseras enmarcan los jardines interiores, mejorando el flujo de aire y dejando entrar la luz a la residencia.

Una casa excavada en un acantilado en la que se ve a dos personas sentadas en uno de los niveles de la fachada

La iluminación y ventilación con aberturas delanteras y traseras, la piedra, un techo plano, un aislamiento adecuado y los paneles de vidrio de bajo consumo, se suman a las excelentes características bioclimáticas de N CAVED.

El interior de la construcción se divide en tres niveles: dormitorios, salas de estar y una casa de huéspedes. Los dos primeros se comunican internamente, mientras que la casa de huéspedes es independiente. Una escalera hundida conecta los tres niveles externamente y conduce a la entrada principal que da acceso directo al salón.

Las escaleras que descubren los diferentes niveles y pisos de la casa, tienen vistas al azul del cielo mientras se suben y vistas al azul del mar mientras se bajan.

Esta fantástica vivienda es otro ejemplo de cómo integrar la vida del hombre con la naturaleza y de cómo mimetizar la arquitectura con el entorno.

mold architects n caved arquitectura vanguardismo grecia 6
interior de una vivienda forrada en madera y piedra y con una piscina iluminada para la noche
interior de una vivienda forrada en madera y piedra y con una piscina iluminada para la noche
mold architects n caved arquitectura vanguardismo grecia 9
Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *